Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies cerrar
Anuncios vintage de grandes marcas en versión sexshop realizados por Raúl Garret...
Anuncios vintage de grandes marcas en versión sexshop realizados por Raúl Garret...
Mi recopilación de micromachismos vividos en el día a día.
Mi recopilación de micromachismos vividos en el día a día.
Fragmentos machistas en libros de los años 60 hasta la actualidad.
Fragmentos machistas en libros de los años 60 hasta la actualidad.
Promociones, ofertas, semáforos sexistas... Cosas vistas en el Día de la Mujer d...
Promociones, ofertas, semáforos sexistas... Cosas vistas en el Día de la Mujer d...

Inicio

Micromachismos en la vida cotidiana

Machismo - Ilustración de Gallego & Rey
 

Pensar cansa pero no paro de darle vueltas a un asunto sobre cómo nos tratan a las mujeres y hombres en bares, restaurantes, hoteles, etc, en según qué circunstancias. En la calle se vende mucho la "igualdad" entre ambos sexos, pero bien sabemos que el día que se dé eso, no habrá petardos suficientes en las fallas de Valencia para celebrarlo.

Así es que he hecho una recopilación de los últimos micromachismos que ha detectado mi machirulómetro y me hacen gracia pero me dan mucha pena en realidad. Son situaciones sutiles y que no siempre te coscas porque están demasiado integradas en la sociedad. Y sobran, claro.

Estas situaciones reales las he vivido recientemente y siempre en pareja con algún amigo y/o presenciado en compañía de otras parejas mujer-hombre:

EN LA CAFETERÍA

Cuando pides conjuntamente dos cafés, uno de ellos con sacarina, y el camarero (raro es que sea una camarera) pone el café con sacarina para la mujer. ¡¿Y por qué no a él?!

EN UN BAR DE COPAS

Cuando pides un gintonic y un refresco en un bar de copas, y el refresco se lo ponen a la fémina. Como si por ser mujer va a ser quien tome la bebida baja en calorías y sin mezclar con alcohol.

EN EL RESTAURANTE

  • Cuando pides carne y pescado y el pez a la plancha se lo ponen a la chica. ¡Pero si ella quería el solomillo de 3 kg bien acompañado de patatas!
  • Cuando, independientemente de quien haya pedido la cuenta, el camarero la pone más próxima al hombre. Y tú piensas que es una inocentada y te acuerdas de "¡Diego, gallu, que ta tó pagao!".

EN EL RENT A CAR

Cuando vas a alquilar un coche y si eres hombre te ofrecen un coche potente de los que invitan a comerte varios rádares. Pero si eres mujer, te ofrecen un utilitario de juguete que ni los de Playmobil dan tanta risa.

EN EL COCHE

Cuando vas en un coche conducido por una mujer, toca aparcar y la plaza es un tanto complicada. Entonces salta el novio, amigo o algún dandy de la conducción ofreciéndose para aparcar, dando por hecho que ella no va a poder, lo va a rayar o chocar contra alguna columna. Eso con un hombre no pasa, aunque sea un inútil redomado al volante.

EN EL BANCO

Cuando vas acompañada de un amigo a hacer una consulta al banco sobre una tarjeta de crédito y el señor de la ventanilla mira a tu amigo más que a ti. Si él no hizo la consulta, ni es cliente ni le importa el drama bancario, ¿quizás al señor del banco le hace cosquillas en la bolsa escrotal la barbita del amigo?

EN EL SEXSHOP

Cuando vas al típico sexshop sórdido a por un lubricante anal  de urgencia y el dependiente no te mira a la cara pero a tu amigo sí, como si a ti te fuera a intimidar por ser mujer, cuando eres tú quien está haciendo la compra y tu amigo va a usar el potingue dilatador que tú elijas porque él no entiende, le da igual y se fía de ti.

 

Mafalda contra el machismo
 

EN LA TIENDA DE INFORMÁTICA

Cuando vas a comprar cosas tecnológicas con un amigo y que él pida un componente concreto para su ordenador y se lo cobren sin más. Pero que luego pidas tú un cartucho para tu impresora, también muy claro y concreto, y que el chico de la tienda te haga más preguntas que un abogado y mirando para tu amigo buscando su confirmación por si acaso no vaya a funcionarte luego esa marca y modelo.

EN LA TIENDA DE DISFRACES

Cuando vas con un amigo a comprar un par de disfraces de médico para los dos y el dependiente saca un disfraz de médico con bata normal y uno de "enfermera sexy". ¿Qué películas porno se montará en la cabeza el señor de la tienda cuando entra gente para comprar disfraces en pareja?

Y estos no son más que unos insignificantes ejemplos de micromachismos cotidianos. Un tipo de machismo silencioso, sutil y refinado en situaciones normales que puede pasar inadvertido, pero dice mucho de la base ideológica de esta sociedad en la que vivimos y que debemos luchar por modificar.

Y yo ahora me iría a tomar un gintonic, un solomillo gigante o un café con azúcar, pero debo continuar rastreando la zona con mi machirulómetro a tope de batería. Seguiré actualizando.

0 comentarios
  • La Becaria en el Sexshop - Ir a la página de inicio - La Becaria en el Sexshop
  • La Becaria en el Sexshop - Ver mapa web - La Becaria en el Sexshop
  • La Becaria en el Sexshop - Contactar con Sexshop online | La Becaria en el Sexshop - La Becaria en el Sexshop
  • La Becaria en el Sexshop - Agregar a Favoritos - La Becaria en el Sexshop
  • La Becaria en el Sexshop - Síganos en Facebook
  • La Becaria en el Sexshop - Síganos en Twitter

Últimas entradas

© Sexshop online | La Becaria en el Sexshop | Aviso Legal   | Política de Cookies